domingo, 21 de mayo de 2017

Gobernador Udaondo


Mis planes para este domingo, eran otros. Como lo vengo haciendo desde hace un par de años, participar en la Expo fotográfica de la Plaza de Bragado. El clima cambiante, me hizo cambiar de planes. Hasta ayer, estaba en un gran dilema, voy o no voy?
Decidí que no, eran muchos kilómetros. Hoy a la mañana, mis cables estaban pelados y necesita una descarga a tierra. 
 Una pequeña salida no sería una mala idea. Aunque sea para una decena de fotos.
Me levanto, desayuno y tomé rumbo sur, hacia Gobernador Udaondo, a unos 25 km de Brandsen. Muchas veces antes había pasado, cuando iba a San Miguel del Monte, pero nunca había ingresado.
Documentar una estación más, fue mi objetivo.
 Llegué como a las nueve, aún lloviznaba. El predio de la estación cercado, era propiedad privada. Don Miguel R. Padrón, su propietario, estaba trabajando en el patio. Le pregunto si puedo hacer fotos de la estación. Muy amablemente me responde que sí.
Instantáneamente apareció su señora, Doña Pupi González.
 Nos pusimos a charlar, les comenté mi objetivo e hice algunas fotos. Él, buscó la llave de un candado y me permitió ascender al tanque de agua para hacer una panorámica del pueblo. Él también me acompañó. Todo con un mantenimiento excelente.
Luego, me invitaron a conocer el interior de la estación. 
 Como todas estas estaciones rurales, la parte que daba al andén era para los pasajeros, la mitad posterior era la vivienda del jefe de estación.
En la charla, Pupi me comenta que ella era la hija del Jefe de estación, y que su madre vivió hasta no hace mucho tiempo allí.
Entre las historias o información, me comentó que hasta 1962 llegaban allí los trenes de pasajeros. Y hasta 1968 los de carga. 
 Luego de esta fecha, levantaron los ramales del ferrocarril provincial, lo mismo que ha sucedido con la mayoría de los ramales, como les comenté en anteriores oportunidades  cuando visité otros pueblos.
La estación se fue deteriorando, cuando dejó de circular por su abandono. Hasta que ellos volvieron al sitio y se hicieron cargo del lugar.
Realizando un mantenimiento y rescatando las pocas cosas que aún permanecían allí. Hoy son un patrimonio histórico que nos remontan a aquella maravillosa y rica historia de nuestros ferrocarriles.
En la charla, frente al fuego del hogar. Me comentaban de continuas visitas de fanáticos de los ferrocarriles y de otros fotógrafos, de los cuales a alguno conozco de nombre.
Retraté un poco su interior y a ellos. También, unos segundos fui jefe de estación, ya que le solicité que me prestara la gorra de jefe y me retratará como recuerdo de la visita.
Algunas fotos más de su exterior, con una garúa persistente, que mojaba un poco.
Me fui despidiendo de ellos, con un beso y un abrazo.



Un hermoso encuentro, con bellas personas que luchan por mantener viva nuestra historia pasada muy prospera, para que  nuestras generaciones futuras vean lo maravilloso que puede ser nuestro país, si en él trabajamos todos codo a codo con un único objetivo.
Como siempre lo digo, sueño, sueño y vuelvo a soñar con ver circular a nuestras “mototoras” por todos los rincones de nuestras llanuras y montañas, cruzando ríos y uniendo pueblos.

Ingresá a Foto del Día: Imperdible

Ingresá a Foto del Día: Imperdible
Ingresá a Foto del Día: Imperdible

El Laberinto de la Vida

Iguazú

Mi Foto tapa de Revista

Mi Foto tapa de Revista

Tuvicha III ( cliqueando en la imagen acceso a la publicación )

Expo

Expo

FX 35mm

FX 35mm
No se lo pierdan, muchas imágenes

Mis Fotos en el National Geographic

Mis Fotos en el National Geographic
Mis Fotos en el National Geographic